Verónica, la madre de Lucía Bernaola, la chica asesinada el domingo a la madrugada en Alberti y la costa, dialogó con La Posta, expresó su dolor por lo sucedido y pidió porque haya justicia. “Ese va a ser el día en que yo esté en paz también”, confesó.

De movida, Verónica sostuvo que “no es un accidente esto, estamos hablando de un asesino al volante. El auto ese no es tu coche o el mío que son autos normales, es un auto preparado para correr. Nadie lo paró, no hay controles, dónde está el Estado, dónde están los controles acá”.

“Es de no creer, yo Verónica, la mamá de Lucía eternamente, quiero creer que no caí todavía. Porque pongo la mesa y pongo 5 platos en mi casa, lavo la ropa y es la que usó hace 3 días atrás Lucía, es cruel”, confirmó la mujer, visiblemente dolida.

Consultada por la decisión de la red social Facebbok de generar un memorial en el muro de Lucía, Verónica reconoció: “En el Facebook de “Luchi” no me meto porque me destroza el corazón, pero es tiempo, Lucía hoy para mi no es un ángel, es una nena asesinada. Va a pasar a ser un ángel el día que se haga justicia, ese va a ser el día en que yo esté en paz también”.