El lunes pasado, en la localidad de Glew, un policía federal asesino por la espalda a Lorena Albarracin, una mujer de 36 años, madre de siete hijos. La mujer fue a dialogar con el efectivo que había agredido a su hijo menor. El policía disparo por la espalda a la mujer mientras sostenía a su hija en brazos. La fuerzas de seguridad difundieron la falsa noticia que el homicidio era consecuencia de una persecución a un ladrón.

Según relatan vecinos y familiares, el hecho ocurrió el lunes pasado al mediodía cuando el hijo de Lorena volvía de la escuela como era habitual y al pasar por el domicilio del policía federal, Edgar Alberto Brian Yedro Ocampo, este comenzó a reprochar al menor de edad de romper la luminaria publica. La discusión se torno algida y el miembro de las fuerzas de seguridad en medio de insultos le arrojo un destornillador que golpeó en la cabeza del escolar.

El joven, al volver a su casa, comento lo sucedido al resto de sus hermanas quienes esperaron para noticiar a la madre sobre lo sucedido. Al volver del trabajo, Lorena, decidió con sus hijas, acercarse hasta la casa del vecino para pedirle explicaciones por el hecho sucedido. Al llegar, el cruce de palabras se hizo cada vez más agresivo por el cual Lorena decidió retirarse. En ese momento el agente resolvió buscar su arma y disparar contra la mujer quien se encontraba de espaldas y llevando a una de sus hijas en brazos.

Lorena al recibir el impacto se desplomo sobre la calle San Ignacio, en la intersección de Espoile, en el barrio de Kanmar, Glew. Fue llevada de urgencia al UPA ubicado en Longchamps y luego trasladada al hospital Lucio Meléndez en Adrogue que tras horas de luchar por su vida falleció durante la noche.

El portal de noticias Brown online público el testimonio de vecinos y amigos que constatan el hecho, “Lorena se fue a trabajar. Y cuando volvió se encontró con un problema con el vecino por un malentendido. Acusaron al hijo de ella de molestar a un vecino. El hombre se confundió y le revoleó un destornillador por la cabeza al chico. El joven le contó a las hermanas y cuando vino la madre fueron juntos a aclarar el tema a la casa del vecino, que le disparó”, “Le pegó un tiro en la espalda. La bala le rozó el corazón”.

El hecho ocurrido el lunes 5 de junio, fue difundido en un comienzo, en base a una versión falsa en la cual el policía federal, Edgar Alberto Brian Yedro Ocampo, de 26 años, habría perseguido a un supuesto ladrón que se refugió en el domicilio de Lorena Albarracin. Según esta descartada versión, ese habría sido el motivo de la muerte de la mujer.

Mañana, familiares, amigos y vecinos del barrio Kanmar se movilizarán a las 13:30hs desde la estación de trenes en Glew hasta la comisaría local para reclamar justicia por Lorena Albarracin. El autor del hecho se encuentra detenido aun que familiares temían que sea liberado.

[Fuente: AnRed]