Cristian Quintas es chofer de colectivo. Fue despedido por la empresa de colectivos  25 de Mayo y luego salvajemente golpeado por los integrantes de la UTA, en el interior de la sede por afiliarse a un nuevo sindicato que promueve otro tipo de prácticas, y comienza a crecer entre los choferes. Quintas debió quedar internado en la clínica 25 de Mayo con el maxilar roto.

Según confirmó a diario La Posta el abogado de la UCRA, el nuevo gremio de choferes que se posiciona como alternativa a la cuestionada UTA, el origen del despido y de la bestial paliza fue que los patrones y la patota sindical se enteraron que Cristian se había afiliado a UCRA Mar del Plata. “Una vez más patrones y la UTA trabajaron en conjunto”.

Hoy temprano, Quintas fue citado por la Empresa -quienes ayer le habían negado servicio- y le dijeron que para poder cobrar tenía que pasar por la sede de la UTA. Una vez en el sindicato,Quintas fue atacado salvajemente por integrantes de la UTA, quienes le generaron la ruptura de maxilar izquierdo.

Desde la UCRA extienden el alerta a todos los trabajadores: “Sin dudas que lo de Cristian tiene un doble mensaje, castigar a los opositores sindicales, pero principalmente quieren dejar un mensaje al resto de los trabajadores, de cuál será su destino si intentan buscar una alternativa sindical, que termine con la sociedad espurea de UTA y patrones, perdiendo automáticamente sus trabajos y siendo brutalmente golpeados por la patota sindical”.

Este tipo de prácticas se enmarca en una “tradición” de la UTA donde se aleja de la defensa de los derechos de los trabajadores, como cuando en las dos últimas oportunidades donde el Concejo Deliberante debía tratar el aumento tarifario en el boleto de colectivo, el gremio actuó como patota al servicio de la patronal, contratando matones a quienes les proveían la camisa celeste que oficia de uniforme de los trabajadores, y utilizandolos como fuerza de choque contra opositores a la medida solicitada por los empresarios.