La Escuela Primaria n°80 no pudo dictar clases debido al ingreso de agua por los severos problemas de infraestructura del edificio, que incluso, llevaron a cortar el suministro de energía eléctrica ante el riesgo de electrificación de paredes. Allí funciona también la Escuela Secundaria n°16, y un bachillerato de adultos. Si bien integra el listado de prioridades del consejo escolar en materia de obras de infraestructura, las reparaciones no se concretan, los chicos pierden días de clase.

La escuela está ubicada en el corazón del Alfar, lindera con la sociedad de fomento, frente a la plaza donde funciona la feria verde, donde Pacheco de Melo hizo una cuadra hacia el arroyo tras cruzar la diagonal Estados Unidos. Karina Arias, directora de la escuela contó: “Es el primer día de clases que perdemos y es por el estado de los techos. Nosotros hicimos todos los reclamos pertinentes, en tiempo y forma. Es un reclamo que comenzó por la reparación de pequeñas filtraciones, hace tres años, y con el paso del tiempo ahora el estado del techo es paupérrimo”.

En referencia a la parte más afectada del edificio, un pasillo donde hay aulas, un baño y un depósito, se filtran unos pocos hilos de luz por las lucarnas, y suena el goteo permanente que da cuenta del severo daño del techo. En una pared lateral, se ve una térmica que debió ser anulada porque está sumergida en goteras. “En esta parte de la escuela está anulada la energía eléctrica porque se electrifican las paredes. La concentración de agua en algunas zonas es mucha. La cantidad de agua que se filtra, rompió el termotanque, y afecta a la sala de computadoras, agregó la directora.

Respecto a las gestiones por las reparaciones, Ezequiel Etcheto, vice director, señala que las gestiones se hicieron en tiempo y forma, pero que las obras no se concretan. “Supuestamente esta escuela estaba en la lista de prioridad de obras del consejo escolar, pero la licitación se cayó y la obra no se concretó. Nos hubiera gustado que el ministro, que hoy estuvo en Mar del Plata, además de visitar una escuela privada como el Lamas se hubiera tomado el tiempo de conocer el estado en que están las escuelas que dependen de él, como esta”.