En el marco de una jornada de paro y movilización, ATE concentró frente al palacio municipal, confluyendo con otras luchas populares que hoy tomaron la calle. Cruzados por una nueva ola de despidos en el estado, con la eliminación de casi mil puestos de trabajo en el ministerio de agroindustria, y la falta de convocatoria a la paritaria 2018, los estatales siguen en pie de lucha, reclamando salarios acordes al costo de vida y la reincorporación de todos los despedidos.

Ezequiel Navarro, Secretario General de ATE Mar del Plata dialogó con La Posta: “Estamos frente a la municipalidad, confluyendo con otros gremios, con los profesionales de salud de CICOP, con los judiciales, con los docentes universitarios. Con otras protestas también, con cooperativistas, con familiares de pacientes que tienen conflictos con las obras sociales, lo que nos muestra cómo crece el conflicto social, y que la ciudad de Mar del Plata, con los índices de desocupación que tiene, entendemos que se viene un invierno muy complejo”.

Las diferentes protestas convergen en la denuncia de la falta de respuestas de un gobierno que manifiesta su rumbo de gestión en beneficio de los sectores que concentran la riqueza. En particular, los estatales, rechazan los despidos y reclaman la reincorporación de los trabajadores: “Los estatales hoy, estamos pidiendo la reincorporación de todos los trabajadores despedidos, en esta nueva oleada, el gobierno en el ministerio de agroindustria despidió casi mil trabajadores, de los cuales muchos son trabajadores del SENASA, aquí en la ciudad de Mar del Plata, que tienen una función tan importante como es el control de los productos que van a la mesa de todos los argentinos”.

En relación a las definiciones del Macrismo en el ministerio de Agroindustria, Mar del Plata sufre en particular el desguace en SENASA: “El gobierno lo que pretende es desarmar el SENASA y que las grandes empresas se controlen a sí mismas. Claramente esto es algo que no cierra, que estamos en contra. Hoy aparte del tema de la paritaria pedimos por la reincorporación de todos los trabajadores”.

Respecto a la pauta salarial 2018, desde el gremio marcan la inexistencia del llamado a discutir la paritaria: “No hay ninguna convocatoria a partitaria para los trabajadores del estado nacional, todavía estamos con la pauta salarial del año pasado. Lo que queda cada vez más claro, es que ese índice del 15% que está impuesto en la provincia de Buenos Aires, a este mes ya estamos cerca del 10% e inflación, ha quedado muy lejos, hasta para los optimistas economistas de cambiemos va a pasar tranquilamente el 20%. Esto nos preocupa mucho a los trabajadores, más la devaluación de nuestra moneda, más la deuda con el Fondo Monetario Internacional, nos pintan un panorama muy complejo”.