Trabajadores/as municipales no fueron recibidos por el intendente que se encontraba en otra actividad. Recibieron pocas respuestas a sus pedidos, y por eso, anticipan que podrían volver a las medidas de fuerza.

Esta mañana, se desarrolló una gran movilización que partió de la sede del Sindicato de Trabajadores Municipales y finalizó en la esquina de Luro e Yrigoyen donde los empleados reclamaron la solución de paritarias y la intensificación de la lucha de los docentes tras la quita de bonificaciones.

La cúpula de gremio se reunió con representantes del Ejecutivo, citados por el mismo intendente que paradójicamente no estuvo en el encuentro, y se fueron con la misma propuesta que ya habían rechazado.

Alejandro Vicente, Secretario de Gobierno y Hernán Mourelle, titular de Hacienda, recibieron a Antonio Gilardi, Secretario General del Sindicato y a otros representantes de los trabajadores, a los cuales le ofrecieron el 7%, repitiendo la propuesta que ya habían dado y que había sido rechazada por los trabajadores.

En cuanto al tema de los docentes afirmaron desde el Municipio que habrá novedades en el transcurso de la semana.

Lo que el Sindicato pretende es una nota suscripta por el intendente municipal donde garantice el resultado de los puntos expuestos. Con plazo máximo hasta mañana a las 11 de la mañana para recibirla, de lo contrario se intensificarán aún más las medidas de fuerza.