Desde hoy al miércoles 14 de Noviembre cuando se lea la sentencia, serán juzgados por el asesinato de Lucia, Matías Farías Juan Pablo Offidani y Alejandro Maciel.

Desde temprano, la familia de Lucia con carteles con su rostro esperaban ser llamados para comenzar con un proceso doloroso pero necesario. Se encontraron con la compañía de Jimena Arduriz, la mamá de Ángeles Rawson quien se sumó con todo el afecto a acompañar a los familiares y amigos en estos momentos tan difíciles.

Comenzado el juicio oral luego de distintos debates, donde los jueces Facundo Gómez Urso, Aldo Carnevale y Pablo Viñas, pidieron esta instancia para terminar de dilucidar efectivamente cuáles fueron los motivos que llevaron a Lucia Pérez a este fatal desenlace, ante los debates previos sobre pericias y seguimiento procesal de los hechos.

Farias y Offidani llegaron al recinto cumpliendo con cárcel preventiva desde hace dos años. Distinto a Maciel que es el único que tiene morigerada la imputación y llega en libertad.

El fiscal argumentó las líneas en base a un “abuso con acceso carnal seguido de muerte, más los agravantes de consumo de estupefacientes y encuadrados en violencia de género, caratulado como femicidio” para Farías. El delito de Coautor para Offidani y de encubrimiento agravado para Maciel.

El abogado de la familia se sumó a las lineas del fiscal y explicó que intentaran probar durante el juicio que Farias y Offidani vendían estupefacientes para menores cerca de colegios secundarios. Esto sumaría a la causa de ambos.

Por su parte, la defensa argumentó que no hay causales probadas para los delitos que se les imputan y pidió la libre absolución de los tres.

La familia de Lucia, sus amigas, y la sociedad toda esperan un castigo ejemplar para un caso terrible que debe tener justicia.