Como anticipamos, la gestión Arroyo quiere terminar con este medio de trasporte que funciona a través de una aplicación, el cual se instaló hace unos días en Mar del Plata. Por eso, envió un proyecto de ordenanza al Concejo Deliberante y te detallamos los puntos más sobresalientes.

Más allá de que ya comenzaran los operativos y las infracciones a los vehículos detectados que trabajan para Uber, Carlos Arroyo puso en marcha el ideal sanciones, según su criterio, que le caerían a quienes estén realizando dicha tarea.

El primer artículo de la propuesta indica que la prestación del servicio de transporte de personas con un vehículo sin habilitación municipal permitirá el secuestro del vehículo y una multa para su conductor que irá entre los 10 y los 50 sueldos mínimos del personal municipal. Además, plantea la inhabilitación para manejar por 180 días hábiles. En caso de reincidencia, la multa se incrementará de 15 a 60 sueldos mínimos y la inhabilitación para conducir a 360 días hábiles.

El articulo tres expresa que: “El servicio de transporte comprende “la modalidad de taxi, remís, transporte escolar, servicio de excursión, auto rural, transporte privado de personas, transporte entre dos puntos fijos contratado a través de una plataforma o aplicación tecnológica o digital, utilizando un dispositivo móvil y un sistema de posicionamiento global, y todo otro servicio cuya organización y autorización compete en forma exclusiva a la Municipalidad, cualquiera fuere la modalidad y/o medio de pago”.

Sin embargo desde la empresa prestadora de servicio denuncian que las multas recibidas están mal caratuladas porque fundamentan que se tratan de “remises ilegales” y no es correcto ya que no funcionan como remisería sino como plataforma que ofrece una alternativa diferente.

Por último el articulo final del proyecto de Arroyo dice: “La difusión por cualquier medio y formato y/o la oferta pública del servicio de transporte, constatada por la autoridad de aplicación, dará lugar a la imposición de una multa para las personas humanas o jurídicas responsables del hecho, graduable entre 50 sueldos y 80 sueldos mínimos del personal municipal y en caso de reincidencia la multa a aplicar será entre 70 y 90 sueldos mínimos.”